Consejos para evitar transpirar en exceso

Photo by mentatdgt from Pexels

Todos transpiramos y en épocas de calor extremo, más aún. No obstante, hay pequeños truquitos que se pueden hacer para evitar que sea un exceso y que moleste. Te contamos cuáles son.

La transpiración es un proceso absolutamente normal del organismo porque sirve para regular la temperatura y eliminar toxinas. Por eso, es típico que ocurra luego de hacer actividad física. Sin embargo, algunas personas transpiran en exceso y a veces hasta con olor, y eso es algo que ya no sólo no es normal sino que resulta incómodo para nosotros y para quienes nos acompañan. ¿Se puede hacer algo para solucionarlo? La respuesta es sí.

Photo: Flickr

En primera instancia, es muy importante usar la vestimenta adecuada. Las prendas de algodón son las indicadas si sufrís de este problema porque permiten que la piel transpire con normalidad, a diferencia de los tejidos sintéticos y ajustados (como la seda) en la que se acumula la transpiración.

La higiene corporal es fundamental para evitar la excesiva transpiración y el mal olor. Lavarse las manos seguido evita que se obstruyan los poros y se acumule la transpiración. También es importante que luego de la ducha nos fijemos que no nos queden restos de jabón aunque sean mínimos, porque al acumularse en el cuerpo pueden provocar la aparición de bacterias. Lo mismo ocurre con el shampoo y/o el acondicionar en el cabello. Otro consejo de los expertos es aplicar leche de magnesia después de bañarse, ya que ayuda a que la piel transpire sin dejar mal olor.

Photo: SBS

Como las axilas suelen ser las que más nos exponen a la hora de la transpiración, hay productos específicos para ellas que funcionan. Uno de ellos, y el que mejor nos ha funcionado tanto a nosotras como a amigas y conocidas, es el antitranspirante en barra, que crea una barrera protectora. Como este producto puede llegar a manchar la ropa (sale a la hora de lavarlo pero en el momento deja marcas bastante feas) hay que ponérselo con unos minutos de anticipación y dejar que se ‘absorba’/seque en la piel. Es un producto que dura casi todo el día puesto y que bloquea la transpiración y el mal olor que ésta puede conllevar. Aunque existen antitranspirantes en aerosol, su duración es bastante más limitada.

Una de las causas de la sudoración es la acumulación de grasas. Para evitar esto, es importante cuidar la alimentación. Disminuir el consumo de alimentos grasos como el chocolate, la manteca, los embutidos, los quesos (especialmente los de mayor tenor graso). También es recomendable disminuir el consumo de cafeína y tabaco, que producen una aceleración en el organismo y con ella, mayor transpiración. 

Photo: Salud180

Es fundamental tomar líquido en abundancia para estar hidratados. También se puede beber diariamente salvia para normalizar la actividad de las glándulas sudoríparas y así regular el organismo.

Los pies son las zonas más afectadas del cuerpo por la transpiración. El desodorante para pies es el aliado para combatir la transpiración en esta zona que suele ser una de las más perjudicadas en las altas temperaturas. Lo bueno de este producto es que no sólo disminuye la transpiración sino que refresca y evita la aparición de hongos. Para el calzado, aplicar polvo de talco es un secreto transmitido de generación a generación que funciona a la perfección. 

Si el problema persiste, lo mejor es siempre consultar con un médico.

¡Compartí!

¡RECIBÍ NUESTRO NEWSLETTER!

Sobre Barbara Paula Groba 1012 Artículos
Estudiante de Psicología en la UBA. Periodista egresada de TEA. Periodista Científica egresada del Instituto Leloir. Editora de Historias de Moda. Community Manager de Loly.Just. Twitter e Instagram: @barbigroba9